Buscar este blog

jueves, 10 de enero de 2008

Los clubes prefieren técnicos bolivianos

;
La Prensa



Sólo dos contrataron DT extranjeros, The Strongest y Oriente

El fútbol boliviano ratificará este año una tendencia que se ha venido manifestando desde hace por lo menos cinco temporadas. La mayoría de los clubes de la Liga apostará nuevamente por el elemento nacional para la dirección técnica de sus planteles. De 12 equipos, ocho tienen entrenadores bolivianos de origen, dos son naturalizados y dos extranjeros.

Si se toma en cuenta a los naturalizados como bolivianos, porque tienen los mismos derechos y obligaciones como cualquiera de los ciudadanos nacidos en este país, el número sube a 10. Sólo The Strongest, con el colombiano Bernardo Redín, y Oriente Petrolero, que contrató al paraguayo Buenaventura Ferreira, han decidido entregar el mando de sus primeros planteles a profesionales extranjeros.

Tomando en cuenta lo que pasó el año pasado, los clubes han apostado a continuar con los procesos, sobre todo con aquellos estrategas que han conseguido la clasificación a los campeonatos internacionales de esta gestión. Gustavo Domingo Quinteros, entrenador de Blooming de Santa Cruz, quien llevó a su equipo a la Copa Sudamericana; Sergio Apaza, de La Paz Fútbol Club; Mauricio Soria, en Real Potosí, y Marcos Ferrufino, de San José, quienes pusieron a sus equipos en la Libertadores, seguirán en funciones.

Otro que tuvo un buen año es Luis Galarza, cumplió una destacada actuación al frente de Real Mamoré. El equipo que ascendió el año pasado tenía como primera misión eludir la zona del descenso directo. No sólo llegó al objetivo, sino también llevó por primera vez a un cuadro beniano a un hexagonal de la Liga.

En cambio, Eduardo Villegas y Vladimir Soria han recibido el voto de confianza de sus clubes a pesar de que en el balance final de los dos certámenes de 2007 el resultado no ha sido halagador. Seguirán al frente de Universitario de Sucre y Wilstermann de Cochabamba, respectivamente.

La realidad es distinta para los otros cinco ligueros, cuyas directivas decidieron cambiar su estructura técnica. La más resonante es la de Bolívar, que rescató otra vez la figura del gerente deportivo, cargo que le encomendó a Ramiro Blacut, aunque este año será el entrenador principal y tendrá a Marco Sandy como su más directo colaborador, a quien el club cataloga como el técnico número dos. Además su grupo de colaboradores es de 11 miembros, situación que no se había dado en los últimos años en ninguno de los clubes.

También se destaca el retorno de Félix Berdeja, quien después de estar en Real Potosí y The Strongest aprovechó los últimos meses del año pasado para viajar a Buenos Aires, Argentina, donde efectuó cursos de actualización. Aurora de Cochabamba lo tentó y tendrá la difícil misión de sacarlo de la zona del descenso.

Otro que regresa a las lides es Víctor Hugo “Tucho” Antelo, quien el año pasado estuvo en club Bolívar en el comienzo de temporada, hace unos días aceptó el desafío de conducir a Guabirá de Montero, el recién ascendido, que vuelve a la Liga para ser protagonista.

La lista la completan los extranjeros Bernardo Redín, quien estará al frente de The Strongest y Buenaventura Ferreira de Oriente Petrolero.

Redín y Ferreira, debutantes absolutos en la Liga

Bernardo Redín y Buenaventura Ferreira no sólo son los dos únicos entrenadores extranjeros en nuestro fútbol, sino que también son debutantes absolutos. Salvo una vez que el paraguayo estuvo cerca de arreglar con Oriente no se tienen antecedentes de ambos en el fútbol boliviano.

Los presidentes de The Strongest y Oriente Petrolero, Jorge Pacheco y Miguel Ángel Antelo, respectivamente, explicaron los motivos que les llevaron a elegir a profesionales extranjeros para el mando técnico de sus clubes.

“Nos decidimos por Redín porque queremos a un director técnico que cambie el esquema tradicional, que le imprima dinámica en los 100 años de vida del ‘Tigre’. Nuestro técnico es un personaje del fútbol mundial, reconocido internacionalmente, es un ícono colombiano con una trayectoria muy grande como jugador”, declaró Pacheco.

No desmereció el valor que tienen los nacionales, pero dijo que en este año especial para el club se decidió por salir de los moldes tradicionales para darle otra mística al trabajo. “Es serio y responsable, ahora tenemos a un entrenador que llevará un proyecto con esfuerzo, pero con sencillez y humildad, poniendo pasión y garra, que son los lemas de nuestro centenario”, concluyó.

Por su parte, Antelo justificó la contratación de Ferreira por tratarse de un profesional identificado con Oriente por su paso como jugador del club. “Intentamos con un ex-jugador y referente del fútbol como Marco Antonio Etcheverry, pero fueron muy elevadas sus pretensiones y vimos que Buenaventura Ferreira llenó el perfil de lo que pretendemos, es un referente del club. Con esto no vamos a menospreciar a los entrenadores nacionales”.

El dato

Cinco entrenadores

The Strongest fue el club que más técnicos cambió en 2007. Entre interinos y titulares pasaron por el club Eduardo Villegas, Félix Berdeja, Óscar Sánchez, Óscar Arce y Claudio Mir, con quien terminó la pasada campaña.

EL APUNTE

LAS COMPARACIONES

Al iniciarse la temporada de 2004, de los 12 clubes, cinco trabajaron con entrenadores nacionales, uno con un naturalizado y seis con extranjeros.

En el comienzo de 2005, los técnicos bolivianos fueron siete, dos naturalizados y tres

extranjeros.

En 2006, la cifra de técnicos bolivianos que iniciaron el campeonato de ese año fue de nueve, dos naturalizados y un extranjero, la mayor de los últimos años.

Finalmente en 2007 fueron siete entrenadores bolivianos, dos naturalizados y tres extranjeros que comenzaron el campeonato.

No hay comentarios:

Publicar un comentario