Buscar este blog

viernes, 4 de abril de 2008

Prohibición no alcanza a los torneos continentales

;


La Prensa
La Conmebol también decidió rechazar la recomendación de la FIFA para aplicar sus medidas en contra de la altura en los torneos regionales, y ratificó que tanto la Copa Libertadores de América como la Sudamericana se jugarán en las ciudades de donde provengan los equipos clasificados.

Nicolás Leoz informó que los cinco equipos brasileños que participan en la Libertadores han “presentado una demanda contra la misma Confederación ante la TAS (Tribunal del Deporte)” para evitar jugar en ciudades de altura.

Sin embargo, aclaró que “la Confederación organiza sus torneos de acuerdo con un reglamento propio y se va a jugar de acuerdo con la reglamentación que tiene”.

Destacó que “los clubes jugarán donde tienen su sede” y advirtió de que los que no quieran ir a la altura se exponen a sanciones “punitivas”.

El Flamengo, el Cruzeiro, el Santos, el Sao Paulo y el Fluminense son los representantes de Brasil en la Libertadores.

“Ellos tendrán que ir a jugar en la ciudad de su eventual rival y si no lo hacen perderán los puntos, además tendrán una multa, me parece de 100 mil dólares y a la segunda (reincidencia) desaparecerán del torneo”, recordó, por su parte, el presidente de la Federación Ecuatoriana, Luis Chiriboga.

En tanto, el presidente de la Federación Peruana de Fútbol, Manuel Burga, explicó que la Conmebol no reconoce la instancia a la que han recurrido los equipos brasileños y les exhortó a debatir esos asuntos en el ámbito del organismo.

“Aquí no se ha podido llegar (ayer) a una unidad a la que sí se llegó cuando se apoyó a Brasil en el caso del Mundial, pero es una pena y esperamos recomponerla”, manifestó Burga al referirse al apoyo brindado a la Confederación Brasileña de Fútbol para que organice la Copa del Mundo de 2014.

“Estamos enviando una carta a la Confederación Brasileña para que los clubes brasileños tengan que cumplir la reglamentación, respetar lo que dicen los estatutos, o si no, tienen una punición, que es la pérdida de puntos”, agregó Leoz.

Flamengo se presentará en Cusco

El Flamengo brasileño anunció ayer que acatará la decisión de la Conmebol, de no aplicar a la Copa Libertadores el veto a la altitud, y que jugará su próximo compromiso en la ciudad peruana de Cusco ante el Cienciano.

Fuentes del club “rojinegro” de Río de Janeiro manifestaron la aceptación a EFE minutos antes de anunciarse en Asunción la determinación de la Conmebol. “Por supuesto”, fue la respuesta a la consulta si el Flamengo jugará el 9 de abril un partido crucial de la Copa Libertadores en el estadio Garcilaso de la Vega, situado a 3.400 metros de altitud.

El conjunto brasileño aseguró en repetidas ocasiones que no viajaría a la ciudad andina de Cusco.

Los directivos del Flamengo esperaban que la Conmebol apoyara ayer sus reclamos, fundados en supuestos estudios científicos que demuestran riesgos para la salud a quienes practican deporte en altitud.

En el compromiso programado para el miércoles 9 de abril, correspondiente a la quinta jornada del grupo 4, ambos planteles buscarán el liderato y la clasificación para los octavos de final de la Libertadores.

En este momento, ambos tienen siete puntos, dos menos que el Nacional de Montevideo, que ayer sumó nueve después de derrotar al peruano Coronel Bolognesi, que cierra, ya eliminado, con dos puntos.

Varios dirigentes del Flamengo habían asegurado en reiteradas ocasiones que no jugarían en las cumbres andinas, aunque así lo obligara la Conmebol, porque la vida de sus jugadores corría peligro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario