Buscar este blog

miércoles, 28 de mayo de 2008

Lista de convocados incluirá a seis futbolistas del exterior

;
Seis jugadores que actúan en clubes del exterior serán llamados a la Selección Nacional para los partidos de junio contra Chile y Paraguay, en la reanudación de la eliminatoria mundialista Sudáfrica 2010. Tres de ellos comenzarán a trabajar el viernes en La Paz bajo las órdenes del preparador físico José Antonio Vaca.

Marcelo Martins, recientemente transferido del Cruzeiro al Shakhtar Donetsk de Ucrania, encabeza la lista de los “legionarios” que serán convocados por Erwin Sánchez. También serán citados Lorgio Álvarez, del Cerro Porteño de Paraguay; Ronald Raldes, de Rosario Central de Argentina; Ronald García, del Aris de Grecia, Ronald Gutiérrez, del Bursaspor de Turquía, y Juan Carlos Arce, que acaba de cerrar un ciclo en Qatar; los tres últimos se pondrán a disposición desde pasado mañana.

Ayer, el coordinador nacional de Selecciones, Carlos Aragonés, aún hacía gestiones para que Martins pueda llegar con anticipación al país; sin embargo, el Cruzeiro negó el pedido debido a que su intención es despedir al goleador el 8 de junio, día en que el equipo juegue en condición de local por el torneo brasileño. “Es muy difícil que venga antes, seguiremos intentando hasta agotar las instancias”.

En cambio, Lorgio Álvarez puede adelantar su llegada para este fin de semana. Si las negociaciones llegan a buen puerto, el sábado se sumaría a los futbolistas que iniciarán antes los entrenamientos.

En cambio, Ronald Raldes llegará con el tiempo justo que autoriza la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA). El zaguero está comprometido con su club en la lucha por evitar el descenso de categoría en Argentina.

Futbolistas como Diego Cabrera y Jaime Moreno, del Cúcuta Deportivo de Colombia y del DC United de Estados Unidos, respectivamente, no serán tomados en cuenta en esta oportunidad. Tampoco vendrá Juan Manuel Peña, quien se recupera de una lesión que le mantuvo alejado de las canchas en los últimos meses. Ni José Carlo Fernández, citado para el amistoso contra Venezuela en marzo.

En materia de arqueros, es un hecho que estarán Carlos Arias, Sergio Galarza y Hugo Suárez.

Entre los jugadores del medio no habrá muchas novedades respecto de los que fueron llamados para los dos microciclos anteriores. “Platiní” está evaluando los recientes informes de sus colaboradores para cerrar la lista.

Es muy probable que Marvin Bejarano, Jaime Robles y Ronald Rivero, de Universitario, que no fueron admitidos en los entrenamientos por llegar tarde al anterior microciclo, sean incluidos en la lista. En cambio, no será tomado en cuenta Augusto Andaveris, quien no se presentó en la cita anterior, pero su caso es diferente.

Brasil respeta decisión de FIFA, pero no cambia su posición

La Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) anunció que respetará la decisión de la Federación Internacional de Fútbol Asociado (FIFA) de suspender la prohibición de jugar a más de 2.750 metros de altura, pero afirmó que mantiene su posición contraria a esa práctica, dictada en diciembre de 2007.

“En todas las entrevistas y reuniones la CBF se ha manifestado públicamente en contra de la realización de partidos en la altura. No hubo cambio en nuestra posición, lo que cambia ahora es solamente que tendremos que aceptar la decisión de la FIFA y jugar en esas ciudades”, declaró ayer a la agencia DPA el portavoz de la entidad, Rodrigo Paiva.

Ricardo Teixeira, presidente de la CBF, es hoy el único dirigente sudamericano en oponerse a los partidos de fútbol en grandes altitudes, y fue una voz solitaria en la más reciente reunión de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) que debatió el tema.

Fuentes vinculadas a la CBF dijeron a DPA que Teixeira ya no se dispone a luchar por prohibir los cotejos en la altura, pese a la presión que enfrenta por parte de dirigentes de clubes brasileños, en especial del popular Flamengo.

Según esas fuentes, el presidente de la CBF no desea pelearse con sus pares de Sudamérica, que fueron unánimes en apoyar la realización en Brasil del Mundial de fútbol de 2014.

Por su parte, la resolución en Chile causó conformidad en los dirigentes del fútbol, que ya habían aceptado jugar en La Paz. “Siempre defendimos que Bolivia jugase en La Paz para que no existiese discriminación territorial, estábamos esperando esa resolución”, dijo desde Sydney al diario La Tercera Harold Mayne-Nicholls, presidente de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP), informó la agencia EFE.

Agregó que lo más probable para visitar a Bolivia el 15 de junio es que se mantenga el programa diseñado por el seleccionador de Chile, el argentino Marcelo Bielsa, que prevé una semana de preparación en la norteña ciudad de Calama (2.600 metros) y el viaje de la plantilla a La Paz el mismo día del partido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario