Buscar este blog

sábado, 20 de septiembre de 2008

La sociedad salvadora

;


La Prensa

Bolívar Administración e Inversiones Sociedad Anómima (BAISA) se denomina la nueva empresa que se hará cargo de administrar el club Bolívar por los próximos 20 años, según aprobó ayer por unanimidad la Asamblea Extraordinaria de Socios, reunida en instalaciones del Gran Centro Mario Mercado Vaca Guzmán, y autorizó a la actual directiva a que proceda a la firma del contrato de administración y gerenciamiento.

De acuerdo con la resolución aprobada, los negocios, las operaciones, transferencias y ventas de los bienes que son de propiedad de Bolívar serán de exclusiva responsabilidad de BAISA.

La sociedad anónima, que en 15 días ya estará funcionando de manera paralela al club, se encargará de cubrir las deudas que hasta la fecha alcanzan a unos 5.000.000 de dólares, además de asumir remuneraciones, indemnizaciones a futuro, suscripción y disolución de contratos.

“Éste es un proyecto que tenía diferentes facetas. El objetivo es consolidar a Bolívar como líder deportivo en América Latina”, declaró Marcelo Claure, quien asumirá la presidencia de BAISA y, por tanto, dejará de ser copresidente del club.

La sociedad asumirá, asimismo, los recursos para cubrir los pagos a los jugadores de fútbol, por un mínimo equivalente a un millón de dólares por año, que permitirá a la dirigencia realizar las contrataciones y armar el primer plantel.

Guido Loayza será el único presidente del club, que mantendrá la representación institucional ante la Liga del Fútbol Profesional Boliviano y demás instancias deportivas.

De acuerdo con esta figura, Bolívar se mantendrá con pasivos cero, lo que significa que las deudas que hasta la fecha contrajo quedarán saldadas.

Cumplido el contrato de 20 años, la empresa devolverá una suma igual al patrimonio que tiene el club en el momento de la suscripción del contrato, más una tasa de interés anual, lo que hará un total de $us 3.600.000.

Otro aspecto para destacar de dicha resolución es que la empresa tendrá la potestad de negociar los pases de los futbolistas, cederlos o intercambiarlos con otros clubes.

A partir de la firma del contrato con BAISA, el club Bolívar no percibirá ningún ingreso por concepto de publicidad, de participación en torneos internacionales o por recaudaciones; cualquier ingreso financiero será directamente administrado por la entidad en cuestión.

La presidencia del club será independiente de la sociedad. Según Claure, dicha medida es para transparentar el manejo del club, ya que no podría existir transparencia si se manejaran ambas cosas, por lo que anunció su renuncia a la copresidencia para asumir la presidencia de la sociedad anónima.

“Cada uno hará lo que sabe hacer, Guido se encargará del fútbol y yo me encargaré de todo lo demás”.

Lo primero que hay que hacer es “analizar deuda por deuda, y veremos cómo negociarlas y pagarlas, y si para eso se tiene que vender un bien del club, se lo va a hacer”, adelantó.

Según Guido Loayza, esta iniciativa es una tabla de salvación para el club, y destacó que la parte financiera no será manejada por dirigentes, sino por empresarios financieros.

$us 1.000.014 Es la cifra invertida en Bolívar por el copresidente “celeste” Marcelo Claure, en calidad de préstamo, en lo que va de la temporada.

$us 700.000 será el déficit en la actual gestión si el primer plantel no se clasifica a la Copa Libertadores 2009.

Las frases

Es un nuevo avance en la historia del Bolívar, todos debemos trabajar juntos para que en 2025 (año del Centenario) haya un club nuevo y fuerte, con muchos éxitos y con gente joven a la cabeza, como Marcelo”

Guido Loayza

Copresidente de Bolívar

Todos estamos actuando de buena fe, estamos al borde del desastre, por eso asumo este desafío que lo había anunciado desde el primer día en que me hice cargo del club”

Marcelo Claure

Presidente BAISA

Expulsan a Cuéllar “de por vida” y “con ignominia”

La Asamblea Extraordinaria de Socios del club Bolívar aprobó ayer la expulsión “de por vida” y “con ignominia” del ex presidente Mauro Cuéllar Caballero y anunció el inicio de un proceso penal en su contra supuestamente “por diferentes delitos cometidos durante su administración al frente de la entidad”.

“No voy a decir nada con la cabeza caliente. Primero analizaré de lo que se trata”, respondió anoche Cuéllar, consultado por Acción.

El ex presidente y otros ex directivos fueron sometidos a investigación por la comisión sumariante, por encargo del Tribunal de Honor del club, pero Cuéllar nunca prestó su declaración, a pesar de las citaciones que recibió.

Según el presidente de la comisión, Jorge Burgoa, durante la gestión de Cuéllar se cometieron numerosas irregularidades, entre ellas un manejo “a su libre albedrío” de la suma de 1.200.000 dólares por la transferencia del jugador Joaquín Botero al mexicano Pumas.

La Asamblea también instruyó el procesamiento del ex vicepresidente Carlos Vargas y del ex secretario general Raúl Coca por “apropiación indebida de dinero, uso de instrumento falsificado y apropiación de documentación”.

Según un informe de la firma Consultores Profin, que conoció la Asamblea, en la administración de Mauro Cuéllar, entre los años 2003 y 2007, se manejaron ingresos por unos 70 millones de bolivianos y se comprobó la falta de documentos de descargo de una gran parte de esa suma. Asimismo, se estableció que la deuda actual asciende a unos cinco millones de dólares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario