Buscar este blog

viernes, 7 de noviembre de 2008

Prefecto denuncia estafa en las obras del Siles

;
La Prensa

La Prefectura del Departamento de La Paz denunció ayer que la empresa Comsit S.R.L. no cumplió con el contrato de impermeabilización de las graderías de la bandeja alta del estadio Hernando Siles, ni con la construcción de la losa del quinto piso, a pesar de ello, intentó cobrar el monto acordado amparada en un acta de entrega definitiva de las obras, firmada por ex funcionarios prefecturales.

Asimismo, el prefecto Pablo Ramos informó que el colocado de las butacas no reúne las condiciones técnicas apropiadas y que éstas no son de buena calidad, pues ya están en estado de deterioro.

De acuerdo con un informe de la Prefectura, una minuciosa inspección técnica descubrió que la impermeabilización no fue ejecutada. “Concretamente el trabajo consistía en dos ítems: el primero, el retiro de los asientos que cubren la losa de hormigón armado de la bandeja alta para luego practicar una limpieza a fondo en esas cavidades; el segundo consistía en la colocación de una o dos capas del producto impermeabilizante SIKA TOP 107 sobre la superficie de la losa, con el objetivo de garantizar la impermeabilidad”.

A pesar de supuestamente haber realizado el trabajo, la empresa “valiéndose del acta de entrega definitiva pretendió cobrar el monto restante del contrato que alcanza a los 680.031 bolivianos, lo cual se evitó”, según el funcionaro de la Prefectura.

El contrato era por 931.959,92 bolivianos, la anterior administración entregó a Comsit S.R.L. un adelanto de 251.928,92.

“La Prefectura debería pagar el monto total de la obra, pero nuestros ingenieros acusiosos se dieron cuenta de que no se realizaron los trabajos, por lo que se evitó que el pueblo paceño sea estafado", dijo Ramos.

Lo que más ha llamado la atención —según un boletín de prensa de la Prefectura— es que en fecha 2 de septiembre, Vladimir Urquieta Herrero (secretario departamental de Obras), Vladimir Terceros Martínez (director del Servicio Departamental de Deportes), Teddy Cuéllar Muller (fiscal de obras) y Nelson Fernández Jordán (supervisor de obra) firmaron el acta de entrega definitiva, como si los trabajos hubieran sido concluídos satisfactoriamente, junto con el representante de la empresa, Luis Fernando Sierra Venegas.

“El estadio Hernando Siles ha sufrido un enorme perjuicio, ya que al no haberse ejecutado los trabajos de impermeabilización, la losa de hormigón armado de la bandeja alta seguirá deteriorándose por acción de las lluvias; continuará la corrosión de los aceros de refuerzo estructural de la losa y se hará más evidente en la época de lluvias que apenas comienza”, según el ayudamemoria del estado de las obras.

Vladimir Terceros, ex director del Sedede, pidió al periodista de Acción que lo volviera a llamar en media hora, pero no volvió a contestar su celular.

Nelson Fernández dijo que, al ya no ser supervisor de la obra, no puede emitir ninguna declaración; en todo caso, aseguró que sigue siendo funcionario de la Prefectura.

Los responsables de la empresa Comsit S.R.L. no pudieron ser contactados por este medio para conocer su versión.

Colocado de butacas no reúne requisitos

El prefecto Ramos dijo que las nuevas butacas colocadas en el estadio Hernando Siles “no reúnen los requisitos que inicialmente se solicitaron para que puedan adecuarse a las exigencias”, por lo que se determinó no pagar la suma que aún se adeuda a la empresa encargada de la obra.

Las sentaderas colocadas en varios sectores del estadio Siles, según los técnicos del Sedede, no cuentan con un reforzamiento adecuado, hecho que se encuentra en el pliego de especificaciones técnicas que la empresa no tomó en cuenta.

“Muchas de las nuevas butacas están sujetas a la estructura con pernos y no cuentan con un soporte metálico o refuerzo en la parte interior, lo cual provoca que se salgan y algunas personas se las lleven luego de los partidos”, dice el boletín oficial de prensa de la Prefectura.

Además, las butacas se encuentran en deterioro “debido a que técnicamente no responden a las necesidades del estadio Hernando Siles”.

En lo referente a las butacas del sector de preferencia, “éstas no cuentan con un soporte inferior y tampoco con un soporte en la parte del espaldar, lo que ocasionará su rotura”.

Ramos dijo que, si bien la FIFA dio plazo hasta el mes de marzo para que el escenario miraflorino cuente con las butacas completas, se debe cumplir con ese requisito en las mejores condiciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario