Buscar este blog

viernes, 30 de enero de 2009

Copa Aerosur 2009: Oriente Petrolero 1 - Bolivar 2

;

La Prensa


Bolívar registró su nombre en la final de la Copa AeroSur, al liquidar a Oriente Petrolero en la última jugada de un partido que desde el inicio se le puso cuesta arriba. Cuando parecía que lo iba a perder apareció la garra, el coraje antes que el buen fútbol para sentenciar a su favor la semifinal con dos golazos de Mario Ovando y Horacio Ortega, uno en cada tiempo.

El equipo que ahora juega con camiseta guinda con celeste volvió a mostrar que ha cambiado mucho a lo que fue el año pasado, quiere que sus hinchas se vuelvan a ilusionar y olviden rápidamente las campañas sin éxito de años anteriores.

En el fútbol se dice que el que perdona muere y eso fue lo que sucedió anoche en el “Tahuichi” Aguilera, pues Oriente se cansó de atacar, llegó por todo el frente sobre la valla de Carlos Arias, hizo pegar dos veces la pelota en el palo, su técnico Víctor Hugo Antelo puso tres hombres con neta vocación ofensiva para ganar y forzar a la definición por la vía del shoot out.

Bolívar aguantó estoicamente el asedio de su rival. Desde el inicio se vio a un Oriente con mayor dinámica en el juego, tratando de resolver el duelo cuanto antes, porque otra cosa que no fuera el triunfo no le servía. Avisó mediante Juan Carlos Arce, quien en dos ocasiones estuvo cerca; en la segunda, a los 9 minutos, su remate de derecha pegó en el poste.

Un minuto más tarde llegó la apertura, Joselito Vaca mandó un pase al área grande de la “Academia”, no pudo despejar Alejandro Schiapparelli y Miguel Cuéllar bajó la pelota ayudado con uno de sus brazos y con un toque de derecha desubicó a Arias.

Esa anotación no pasó de ser una simple ilusión para la gente de Oriente, porque favoreció a Bolívar que comenzó a pararse mejor en la cancha, administró el balón a criterio y de a poco se fue a aproximando al arco de Galarza. Dos veces Schiapparelli estuvo cerca del empate en jugadas elaboradas de tiro libre, las resoluciones del argentino pasaron cerca de la valla.

En el minuto 24 llegó el empate, el brasileño Charles da Silva recibió un balón y de primera tocó hacia la izquierda, por ese sector llegó Ovando, quien guapeando contra un rival esperó la salida de Galarza y con derecha puso el balón al fondo del arco.

Los dos son equipos de experiencia, saben de este tipo de definiciones, pero fue la “Academia” la que se salió con la suya, al enfriar las acciones hasta que acabó el primer tiempo.

El complemento fue todo de Oriente pero el gol nunca llegó, Mojica a los 7’ hizo que el balón pegara otra vez en el palo; la salida por expulsión de Gaitán no se sintió, con uno menos el local fue más. Cuéllar, Vaca, Castillo y hasta el zaguero Méndez que subió para ayudar a sus compañeros de ofensiva fallaron en la puerta del arco. La mala suerte se había asociado con el cruceño.

Cuando más desesperado estaba Oriente llegó la estocada final. Horacio Ortega anotó el que probablemente sea el gol de su vida. Ejecutó de manera brillante un tiro libre, su derechazo se clavó en el ángulo izquierdo de Galarza, quien se quedó parado. 48 minutos y se desató el festejo “celeste” que busca ganar por primera vez esta Copa.

La otra mirada

PRIMER GOL

Horacio Ortega llegó el año pasado al club, justo cuando se dio la salida de Ramiro Blacut y la llegada de Jorge Habegger. Su rendimiento fue aprobado y se quedó en el plantel. Ortega debutó en la Liga en el Clausura de 2008 en Cochabamba contra Aurora, cuando el primer plantel viajó a Buenos Aires para jugar amistosos de preparación. Anoche marcó su primer gol con la camiseta de la “Academia”.

CON DUDAS

No cabe duda que en la recta final del partido Carlos Arias se convirtió en un baluarte para el triunfo de Bolívar, lució seguro en sus intervenciones. Pero antes, entre los 15 y 30 minutos del segundo tiempo, se equivocó varias veces en las salidas y perdió en casi todas frente a los rivales que estuvieron imprecisos en la puntada final.

AMONESTADOS

El juez del compromiso mostró tarjetas amarillas a los bolivaristas Villalba, Gutiérrez, Hoyos, Reynoso y Ortega. En Oriente fueron sólo dos: Zabala y Gaitán, quien luego vio la segunda tarjeta amarilla y se fue expulsado.

BIEN Y MAL

Abdón Reyes realizó ayer jugadas que merecen elogios, pero también se equivocó en otras. El lateral derecho es capaz de sacarse la marca de cuanto rival se le pone al frente, pero es impreciso a la hora de habilitar a un compañero. Mucho esfuerzo a veces es tirado a la borda por hacer una jugada de más.

La figura

Mario Ovando

Incansable. Un luchador en el partido de ayer. No sólo marcó en su sector, también apoyó a sus compañeros de defensa y se proyectó al ataque. Para redondear su buena actuación marcó un gol de notable definición.

El árbitro

Regular

Cometió algunos errores de apreciación en los cobros, la segunda amarilla para el argentino Gaitán no correspondía. El señor Edson Ríos dejó que los protagonistas se le fueran encima cuando consideraban que los cobros no eran correctos.

EN LOS VESTUARIOS

Ganamos con huevos, por ahí no con fútbol. El equipo aguantó muy bien, pese a que empezamos perdiendo nos repusimos. Es un resultado meritorio, creo que el equipo va elevando su rendimiento”

Gustavo Quinteros

Técnico de Bolívar

Contento porque el plantel logró un importante resultado y satisfecho porque pude marcar un gol. Espero seguir creciendo en el fútbol y demostrarlo en cada partido”

Horacio Ortega

Delantero de Bolívar

No supimos concretar las opciones de gol; en cambio, ellos fueron más prácticos. Nos sirvió de mucho jugar estos partidos para evaluar el nivel en que nos encontramos”

Joselito Vaca

Jugador de Oriente Petrolero

No hay comentarios:

Publicar un comentario