Buscar este blog

domingo, 25 de julio de 2010

Chávez no será reelecto, pero se queda 11 meses

;
La Prensa


La oposición consiguió ayer que se suspendieran las elecciones que debían realizarse hoy en el Congreso de la Federación de Fútbol en Tarija. El mando de Mauricio Méndez en la Liga también se extiende. Ninguno irá a la reelección.

Tarija / El Deber y La Prensa.- La oposición que pretende el cambio de mando en la Federación Boliviana de Fútbol ha conseguido un triunfo a medias al evitar que el Congreso Ordinario de la entidad realice hoy sus elecciones para renovar su Comité Ejecutivo.Sin embargo, Carlos Chávez no se irá de inmediato, se quedará en el cargo once meses más, diez de ellos los empleará para poner en orden la entidad y el restante para llamar a un nuevo Congreso, que será el 25 de junio de 2011.

Oficialismo y oposición cedieron en sus medidas que hasta la noche del viernes eran firmes. El acuerdo, que fue redactado anoche, indica también que se extiende el mandato de Mauricio Méndez en la Liga del Fútbol Profesional Boliviano por el mismo tiempo. El comité ejecutivo de la Liga tendrá un cambio por la decisión propia del vicepresidente Mario Aramayo de no continuar en él. En las siguientes semanas se elegirá a su reemplazante. En cambio, en la FBF se mantiene su actual estructura.

Como esta gestión se amplía casi por un año, el próximo periodo será de tres años para no alterar lo que dice su Estatuto Orgánico.

Ni Chávez ni Méndez buscarán la reelección. A la medianoche de ayer, el titular de la Liga dijo que su compromiso es quedarse un año para entrgar a la nueva gestión una entidad fuerte. Chávez, por su parte, no quiso abundar en detalles. Pidió que la palabra oficial se conozca hoy, pero agregó que “Ganó Bolivia” con el acuerdo resuelto ayer.

Méndez ofreció una conferencia de prensa en la que agradeció la grandeza de sus participantes en enderezar el rumbo que había adquirido en los días previos con declaraciones encendidas que acentuaban la división.

“Este remezón que hemos tenido nos obligará a hacer cambios que muchas veces no se ha podido hacer por cuestiones políticas”, admitió Méndez.

Según su declaración, el Consejo Superior lo nominó ayer para ser reelecto por un nuevo periodo, pero declinó su postulación y propuso la figura que se acordó anoche.

De todas maneras, hoy habrá Consejo Superior, pero su orden del día será alterada. El documento final será firmado por los 41 delegados.

Ayer, el día comenzó en Tarija con buena señal entre la dirigencia liguera, que durante toda la madrugada había trabajado buscando un consenso entre sus afiliados con el objetivo de mostrar unidad. El grupo opositor hizo una sugerencia que fue bien acogida por todos y que ahora había que acordar con las demás partes implicadas.

Las cosas parecían resueltas, pero un grupo de dirigentes se trasladó hasta el hotel Los Parrales, donde estaban Chávez y su comité ejecutivo, para explicarles el acuerdo al que habían llegado. La idea fue bien acogida, pero el problema surgió cuando vieron que esta figura (prórroga de mandato por 10 meses) no está contemplada en los estatutos de la Federación ni en el de la Liga.

La estantería pareció derrumbárseles a los ligueros, que de inmediato volvieron al hotel Los Ceibos a buscar una salida a la situación planteada. Es así que a las 4 de la tarde comenzó nuevamente el movimiento dirigencial, en la que cada grupo estaba por su lado y en la que todos coincidían en que antes que elecciones buscaban la unidad del fútbol.

Mientras este discurso recorría todos los pasillos del hotel, trascendió que dicha unidad era una de las condicionantes que había impuesto el Gobierno Nacional para no intervenir en el fútbol boliviano, haciendo a un lado la carta de advertencia enviada por la FIFA.

Pero el día todavía no terminaba, es más, no podía terminar para los dirigentes de la Liga, ya que de ellos tenía que salir una posición al respecto para llevarla al Congreso de la Federación Boliviana de Fúltbol, que tiene programado iniciarse hoy a las 11.00, una hora después de lo previsto.

La presión surtió efecto para el acuerdo

Tanto para la dirigencia liguera como para la federativa, el consenso era importante para hacer viable la gobernabilidad tanto de Mauricio Méndez, en la Liga, como de Carlos Chávez, en la Federación. ¿Por qué?, simple, para permitir el trabajo de lo que es la programación de partidos en la Selección boliviana.

La unificación de criterios era importante, ya que se vienen partidos amistosos en el ámbito internacional que deben ser cumplidos, y para ello la Federación necesita de los mejores jugadores del país, y muchos de ellos, coincidentemente, están en algunos clubes considerados opositores, como son Oriente, Bolívar, The Strongest y Aurora.

De haberse aplicado el “rodillo”, estos clubes se pudieron haber opuesto a ceder con anticipación a sus futbolistas para encarar los microciclos de preparación del combinado nacional o simplemente serían dados para las fechas de la Federación Internacional de Fútbol Asociado cinco días antes, tal como lo dicen los reglamentos.

De entrenador o proyectos para lo que será el trabajo de la Selección de ahora en adelante nadie ha dicho nada, siendo lo único cierto que dentro de poco la Selección deberá jugar un partido amistoso este 12 de agosto en los Estados Unidos ante el DC United, que juega en la MLS, y lo que será la preparación del equipo de aquí en adelante para la Copa América de Buenos Aires en 2011.

Tras el acuerdo y el consenso conseguido, todos los clubes quedaron comprometidos a apoyar el trabajo del seleccionador Eduardo Villegas y a cumplir de la mejor forma los compromisos asumidos.

Para el amistoso del 12 de agosto contra el DC United, el técnico, quien fue nombrado de manera interina el año pasado, dirigirá al equipo en el partido que se jugará en Washington.

No ha quedado claro si una de las atribuciones de la dirigencia que seguirá en funciones es la de elegir a un nuevo entrenador para encarar los compromisos que se vienen en 2011.

La otra mirada

TREINTA POLLOS PARA LA REUNIÓN

La reunión de los dirigentes ligueros provocó un caos en la administración del hotel, que no tenía la forma de abastecer a los presentes, razón por la que el gerente general de la Liga, Juan Montaño, tuvo que recurrir a un restaurante de pollos para cubrir el apetito de los presidentes y delegados de los clubes. Para este cometido se pidió 30 cuartos de pollo y dos paquetes de soda.

MUCHO MOVIMIENTO

Sin duda alguna que el Consejo Superior de la Liga y el Comité Ejecutivo de la FBF generaron expectativa en los medios de prensa que en gran número de trasladaron hasta Tarija para cubrir los acontecimientos. El lobby del hotel Los Ceibos fue copado en su mayoría por la gente de prensa que instaló sus computadoras portátiles para hacer sus respectivos envíos.

NADA DE SEGURIDAD

A diferencia de lo visto el viernes en la noche, cuando cinco patrullas motorizadas de la Unidad Táctica de Operaciones Especiales (UTOP) custodiaron los alrededores del hotel Los Ceibos, ayer no se vio a ningún efectivo policial cerca del lugar donde estuvieron reunidos los ligueros por más de diez horas.

MOLESTO POR LAS PREGUNTAS

Las diferencias que mantiene Carlos Chávez con un programa deportivo de televisión de la ciudad de La Paz provocaron que el dirigente federativo respondiera de manera cortante a las preguntas que el reportero de dicho programa le hacía, aunque para los cuestionamientos que hacían otros medios las respuestas eran en otro tono de voz.

SIN JUSTINIANO

A pesar de que el viernes en la noche llegó junto a otros miembros de la Federación a la reunión de los ligueros en el hotel Los Ceibos, el presidente de la Asociación Nacional de Fútbol, Jorge Justiniano, no apareció para nada más por el lugar, no pasando inadvertida su ausencia en una reunión a la que muchos delegados de la ANF asistieron.

NO SE IBAN A PRESENTAR

En Tarija corrió el rumor de que los equipos de Bolívar, The Strongest y Aurora no se iban a presentar a cumplir sus compromisos ligueros. El tema fue consultado a los presidentes de los clubes mencionados, quienes negaron la versión y confirmaron que sus equipos estarán a la hora señalada para cumplir con la primera fecha del torneo Apertura.

PROTESTA POR SORIANO

Oriente Petrolero, a través de su presidente, Miguel Antelo, pidió la remoción de Eduardo Soriano de la tesorería de la Liga y que se entregue al club ese cargo. El Consejo no aprobó su propuesta, pero hubo clubes que respaldaron al dirigente.

Al final de la reunión, Mauricio Méndez también destacó su aporte “para tener una Liga más fuerte”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario