Buscar este blog

sábado, 27 de noviembre de 2010

La Llajta se blinda para el clásico Wilster Vs Aurora

;

Un millar de policías antidisturbios, de tránsito, bomberos, patrulleros y administrativos serán desplegados mañana desde las 12:00 en el estadio Félix Capriles y sus alrededores para el clásico entre Wilstermann y Aurora ante los anuncios de un desborde de la violencia y amenazas contra hinchas, dirigentes y jugadores, informó ayer el comandante de Tránsito, David Manzano.

La Policía alista el mayor operativo para el duelo entre “Rojos” y “Celestes” porque ambos cuadros se juegan un resultado vital para sus aspiraciones, pero además porque a pocas horas del choque ha circulado a través de mensajes y grafitis una serie de amenazas contra la dirigencia de los “Aviadores” conminándolos a ganar.

Sin embargo, hay antecedentes sobre vandalismo que sigue a los encuentros deportivos cruciales. El más reciente fue el ataque a los vehículos de los jugadores “rojos” después de un entrenamiento.

Entre los malos presagios para los que la Policía se alista están los enfrentamientos entre los hinchas y saqueos a los negocios próximos al espectáculo deportivo. El jefe policial expresó que tiene informes sobre los preparativos de las barras juveniles, por lo que la Policía se concentrará en neutralizar los afanes de generar violencia antes, durante y después del partido.

El fiscal de Distrito, Camilo Medina, informó que se ha resuelto enviar a cuatro fiscales para que fortalezcan el dispositivo de seguridad, que se activará el domingo a las 12:00.

Estos representantes del Estado deberán detener a todo aquel que esté generando violencia en las tribunas y a la culminación del encuentro.

Son 800 los policías que operarán en el estadio y sus alrededores, organizados en tres anillos de seguridad. Doscientos veinte de ellos se abocarán a cerrar y controlar las vías de acceso desde las 12:00 del domingo, mientras que unos 600 resguardarán a los equipos y controlaran a los espectadores. Un equipo de antiexplosivos de Bomberos revisará el campo deportivo y sus alrededores antes de que comience el espectáculo.

También se desplegará a cerca de un centenar de motorizados entre ellos carros bomberos y el vehículo antimotines, mientras que 200 estarán en apronte en las canchas y en El Prado, donde se prevé la salida de los hinchas más aguerridos.

Tres anillos para control

Desde el mediodía del domingo se restringirá la circulación de vehículos por el puente de Cala Cala y otras vías estratégicas para la comunicación entre el norte con el centro de la ciudad que estén a al menos tres cuadras del estadio departamental.


Por el primer anillo, por donde, ya no podrán circular y se cerrará a las 12:00 del domingo. Comprende el sector de la tribuna general: la avenida Libertador Bolívar y América, el puente de Cala Cala, la avenida Ramón Rivero y cercanías de la Aniceto Padilla y Oblitas.


El segundo anillo está orientado a la curva sur, abarcará desde la rotonda de la avenida Humbolt, la calle Ruíz Orellana, el puente colgante de la plaza Beni y la avenida Costanera, mientras que el tercer anillo de control se fijará desde la rotonda de la avenida Juan de la Rosa y las calles Félix Aranibar, José Quintín, Julio Méndez, Félix del Granado y Néstor Galindo. Tránsito anunció que se exhibirán señales para el desvío del transporte y además se pide a la gente que asista al estadio que no ceda a las provocaciones y que apoye a su equipo sin desencadenar violencia. Por precaución se revisarán desde las entradas hasta la portación de objetos contundentes, por lo que se pide tolerancia a los hinchas y que asistan temprano para evitar aglomeraciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario