Buscar este blog

martes, 31 de enero de 2012

Proponen institucionalizar el torneo de Reservas Especiales

;
Los Tiempos

Un campeonato corto, regionalizado, de pocos gastos y pocos viajes destinado para la categoría Sub-20, divisiones inferiores de los clubes ligueros, podría jugarse desde fines de marzo cuando comience la segunda rueda (de las revanchas) del torneo Entel, si es que la propuesta que tiene en mente el Comité Técnico de la Liga del Fútbol Profesional Boliviano (LFPB), es aprobada en el próximo Consejo Superior del organismo previsto para marzo.

Felipe Rodríguez, presidente del Comité Técnico de la LFPB, explicó que ésta es una propuesta pensada para que los jugadores juveniles de los clubes participen activamente en un torneo regentado por la Liga y a la que considera como una alternativa válida a aquella exigencia de que los 12 equipos profesionales del país coloquen en su alineación por lo menos 45 minutos a un jugador Sub-20, algo que provoca el rechazo de dirigentes por considerarlo inadecuado.

“Todo dependerá de la decisión que asuman los integrantes en el Consejo Superior de la Liga, pero nosotros llevaremos como propuesta la realización de este torneo de las reservas especiales que nos parece una buena alternativa para fomentar las divisiones inferiores y foguear a los jugadores juveniles”, explicó Rodríguez.

Lo dicho por el presidente del Comité Técnico liguero va a tono con la postura de Mauricio Méndez, presidente de la LFPB en sentido de que la Liga quiere asumir la responsabilidad de realizar un torneo así, pese a la oposición de la Asociación Nacional de Fútbol (ANF), con el fin manifiesto de proyectar a las nuevas figuras del fútbol nacional.

El otro proyecto liguero a corto plazo es el establecimiento de la división Nacional B, como la de Argentina, que juega sus fechas de manera regular, como la división profesional.

POCOS GASTOS

Una característica que tendrá el torneo de Reservas Especiales, de acuerdo a la explicación del presidente del Comité Técnico, es que no demandará muchos gastos de los clubes y, además, será regionalizado, para evitar largos desplazamientos, contrariamente a lo que ocurrió en 2011.

“Queremos un torneo atractivo en lo futbolístico para la gente y corto, pero los partidos no serán en la antesala de un encuentro liguero, sino en fecha diferente”, dijo Rodríguez.

Acotó que así, todos los jugadores Sub-20 podrán actuar y no sólo uno, como pasa ahora, de manera “obligada”.

Exigencia
El Sub-20 hasta el 13 de mayo



Aún con el proyecto de las Reservas Especiales a cuestas, la exigencia hacia los equipos para la inclusión obligatoria de un jugador Sub-20 en los 45 minutos iniciales de un encuentro del fútbol profesional boliviano continuará en vigencia, por lo menos hasta el 13 de mayo, cuando concluya el recién iniciado campeonato Entel.


Lo que parecía plasmarse en una exigencia del jugador Sub- 20 para los 90 minutos de juego, cambió el sábado 28 al promediar las 11:00, cuando Aurora, el último club que faltaba, dio por escrito a la Liga su aceptación para incluir al juvenil 45 minutos.


“Con la aceptación escrita de los 12 clubes de la Liga para que así sea, sólo es obligatorio que el juvenil juegue medio partido, esto se resolvió así por las protestas de los dirigentes”, explicó el presidente del Comité Técnico de la Liga.


Señaló que ante posiciones en contra, en el último Consejo Superior de la Liga en Santa Cruz, se resolvió que los clubes debían responder por escrito si aceptaban la reducción, la respuesta afirmativa fue mayoritaria.


“La posible disputa de un torneo de las Reservas Especiales no altera en nada lo dispuesto, ya que el Sub-20 obligatorio estará vigente hasta el 13 de mayo, cuando acabe el campeonato Clausura”, dijo Rodríguez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario