Buscar este blog

lunes, 21 de diciembre de 2015

Golpe histórico de Sport Boys, se proclamó campeón del Apertura

;

A todo pulmón. Los jugadores del “toro” warneño celebran con euforia y sus poleras amarillas, una vez que concluyó el lance.

Sport Boys dio un golpe histórico, se adjudicó ayer el quincuagésimo-segundo título liguero de fútbol al imponerse a Ciclón en el cierre del torneo Apertura (3-0), lo que confirmó el favoritismo del cuadro warneño y calificó como Bolivia Uno para la próxima edición de la Copa Libertadores de 2016.

Este halago del ‘Toro’ de Warnes, se anotó en la estadística de la historia liguera como el décimo equipo que alcanza el cetro del fútbol profesional boliviano que tiene 38 años de vigencia en el ámbito nacional del popular deporte.

El cuadro cruceño tal como se anticipaba, se hizo insaciable ante el tarijeño ‘albiceleste’ y se lo llevó por delante, porque, sobre todo en la segunda etapa, hizo una demostración de un conjunto fortificado para erigirse como ingobernable y confirmar su épica conquista.

La imagen del cuadro warneño terminó siendo la dominante en el cierre del primer certamen de la temporada 2015-2016, halago que en gran medida labró fuera de casa, al llevar a la planilla victoria insospechadas como las que estructuró frente a los ‘grandes’ de La Paz y los conseguidos en Oruro, Sucre y Potosí, como consecuencia de haber encarado microciclos de adaptación a un medio distinto de su patio.

A esto se debe poner de sumar el hecho de haber tenido grandes constructores de la propuesta de juego que puso en escena. Al buen rendimiento individual de Helmut Gutiérrez, Wilder Medina, Carlos Lampe, Marcos Ovejero, Arnaldo Vera, Juan Carlos Zampiery y Alejandro Gómez que descollaron en un plantel que se hizo al sacrificio y fuerte mentalmente para sortear exitosamente los desafíos que debió sortear.

LOS GOLES

El gol de la apertura fue consecuencia de una licencia defensiva de Ciclón, puesto que Gutiérrez se le perdió con facilidad a su marcador y pisando el área grande, envió un centro corto y a media altura para que el colombiano Medina conecte un frentazo ante la nula respuesta del lungo arquero Galindo (4’ ST).

La segunda conquista, el paraguayo Aldo Paniagua, cuan alto se llevó con un cabezazo limpio tras un centro de corner enviado desde la izquierda, y el balón se coló alto cerca al vertical derecho del desprotegido cuidapalos visitante (19’). El festejo subió en temperatura.

El tercero de la tarde del warneño, llegó como consecuencia de una buena acción por derecha de Zampiery, cuyo aplomo puso a contrapié a uno, dos defensores que no pudieron frenarlo, y su toque certero para Ovejero hizo que el cuero encuentre nuevamente la red de Ciclón (45’)

EL PARTIDO

El gol, ese momento supremo de un partido, si bien no se dejó ver en la primera etapa, porque el juego cayó en la burocracia, dado que el dominio en la posesión de balón de Sport Boys, se perdía en el orden y el anticipo de la última línea visitante.

Se salva Ciclón, el balón que fue enviado por Rivero que cabeceó tras un tiro libre, encontró como último obstáculo el madero derecho del marco de los ‘albicelestes’ cuando ya estaba jugado el arquero (27’), fue la más clara opción de gol.

Dos minutos después, un sutil toque de Paniagua, encuentra el mismo palo derecho y pasa otra sensación de gol (29’). Fin de la primera etapa.

Tras la reanudación, el primer gol de Sport Boys (4’ ) vía Medina, las cosas se pusieron más llevaderas para el warneño, y se sucedió la expulsión de Escalante por doble amarilla.

Ciclón se recluyó en su zona, y optó por intentar escasos contragolpes, porque el balón vivía en su territorio.

En estas circunstancias se sucedieron los tantos de Panigua y en el cierre el acierto de Ovejero para que desate la fiesta del nuevo campeón liguero, que cerró un torneo con mucho suspenso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario