Buscar este blog

lunes, 28 de marzo de 2016

El trajín del viaje pasa factura a la Verde a 24 horas de su partido ante Argentina

;
Tras casi 11 horas de vuelo, la Selección boliviana arribó a la ciudad de Córdoba este lunes pasada la una de la madrugada. El cansancio de la delegación de 25 jugadores fue evidente a su llegada, por lo que inmediatamente se trasladaron a su hotel de concentración.



A un día de su cotejo contra Argentina, previsto para este martes (19:30) en el estadio Mario Alberto Kempes por la fecha 6 de las eliminatorias Rusia 2018, el desgaste por el trajín del viaje es un hecho, pues la Verde tuvo que visitar cuatro terminales aéreas hasta llegar a su destino.



"Ha sido largo el viaje estamos llegando casi después de casi 10 horas de viaje, pero ya estamos acá. Estamos muy cansados y el grupo descansará lo necesario para ver a qué hora practicamos”, manifestó el director técnico, Julio César Baldivieso, al programa radiofónico "Futbolmanía”.



En un comunicado, la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) informó que la Selección nacional debía realizar el reconocimiento de la cancha del estadio Kempes a las 11:00 de la mañana. Sin embargo, Baldivieso señaló que si bien la visita es necesaria "el descanso de los futbolistas es prioridad”.



"Vamos a priorizar su descanso y si estamos bien vamos a cumplir lo planificado. Además no nos van a dejar practicar allí, nos han pedido que vayamos con zapatillas y nada de pelotas. Vamos a ir a reconocer el campo y por la tarde practicaríamos en un estadio que nos prestarán”, agregó.



El estratega lamentó que la delegación haya viajado en un vuelo comercial y no en un vuelo chárter como las otras delegaciones, sobre todo por la fatiga que ésta provocaba en los jugadores.



Pese a ello señaló que llegarán con todo al lance ante la Albiceleste y ratificó que del onceno que enfrentó a Colombia, existirán seis cambios. Además se refirió a la jerarquía de los jugadores de ambos conjuntos, ya que ese podría ser un factor determinante para el resultado del partido.



"Las últimas prácticas han sido muy buenas, pero obviamente vamos a enfrentar a un monstruo del fútbol. Creo que venimos bien y trataremos de hacer un partido digno y la altura”, aseveró.



Según por lo visto en las últimas prácticas, Bolivia apelaría al juego rápido y de contragolpe e incluiría una línea defensiva compuesta por cinco jugadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario