Buscar este blog

viernes, 11 de noviembre de 2016

Venezuela nos pintó la cara y nos devolvió a la realidad

;
Una verguenza. La Selección Nacional está en el fondo de la tabla de posiciones de las eliminatorias, tras la estrepitosa caída de anoche por 5-0 ante Venezuela.

Una actuación para el olvido del seleccionado nacional, que ayer fue rebasado totalmente por los venezolanos, quienes al influjo de su público en Maturín, le pintaron la cara al timorato y endeble seleccionado boliviano que nunca supo a que jugaba a lo largo de los noventa minutos.

Un triplete de Josef Martínez del Torino de Italia, un gol de Jacobo Kouffati del Deportivo Cuenca de Ecuador y otro de Rómulo Otero del Atlético Mineiro brasileño le dieron el triunfo al envalentonado equipo venezolano cuya hinchada hasta le hizo el ole a la desconcertada Selección Nacional.

Por arriba, los llaneros ganaron todas y Martínez prácticamente se hizo imparable en el ataque del plantel local, nunca fue frenado y por arriba las ganó todas, no obstante su estatura.

Bolivia perdió el control del balón desde el primer minuto, por eso es que a los 3 de iniciado el encuentro, Kouffati anotó el primer tanto tras una mala salida de Lampe, envió un centro Murillo y el jugador del Deportivo Cuenca marcó el 1-0 con un cabezazo.

Siempre fue más el equipo venezolano, mientras Bolivia intentaba apoderarse del balón y con sus imprecisiones le facilitaba las cosas al seleccionado local, por eso es que no extrañó que se anote el segundo, también temprano, a los 10 minutos, por intermedio del mejor hombre de la cancha, Josef Martínez.

El equipo nacional era un flan, y cuando tenía el control de balón, los pases errados facilitaban las cosas a Venezuela.

En el primer tiempo, Bolivia solo llegó con un remate de Bejarano, nada más, mientras los venezolanos tuvieron al menos tres opciones de gol que fueron frustradas por el golero Lampe, de tarea irregular.

Con el 2-0, terminó el primer tiempo, con un triunfo claro y merecido.

En la etapa final, no cambió la característica del encuentro, porque Venezuela, al influjo de Martínez, Murillo y Otero, siguió presionando en el área nacional. Las imprecisioes en la cesión de balones en Bolivia tampoco cambiaron, el ingreso de Mateo Zocha y Raúl Castro le dio más presencia al seleccionado, pero aún ese hecho, tampoco llegaron con peligro al arco de Daniel Hernández, que fue un espectador más.

A los 57 minutos, se proyectó Zoch, envió un centro que no pudo empalmar Martins.

Hasta, que llegó la debacle, a los 67 minutos, Martínez de nuevo , tras una serie de desaciertos empalmó de zurda para anotar el 3-0.

Ya estaba sentenciado el encuentro, la Verde no atinaba a nada.

Dos minutos después, a los 69’, Martínez completó su triplete al concretar el 4-0, luego de un centro de Zambrano que empalmó de cabeza ante la mala salida de Lampe.

A los 74 minutos, Otero, una de las figuras del partido, anotó el quinto, tras buena proyección de Murillo. Fin de la historia, Bolivia tocó fondo.

Jhony Mollinedo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada