Buscar este blog

viernes, 24 de marzo de 2017

Bolivia estuvo a siete minutos del empate

;
Bolivia jugó con una estrategia defensiva que le resultó hasta el minuto 83, ahí es cuando el juez pitó un penal y perdió por la mínima diferencia en su visita a Colombia (1-0), en el inicio de la fecha 13, por las eliminatorias sudamericanas rumbo a Rusia 2018.

El técnico valluno Mauricio Soria debutó en las eliminatorias, había una incógnita sobre el onceno que iba a colocar pero minutos antes del partido se observó a muchos jugadores de características defensivas, con una línea de cinco en el fondo y con la idea de evitar la generación ofensiva del local.

Bolivia se quedó sin ofensiva debido que Marcelo Martins tenía que arreglárselas solo para generar alguna jugada en el arco rival.

Colombia con la necesidad de sumar no escatimó recursos para buscar el arco boliviano. Con un buen aporte de Pablo Armero, el lateral izquierdo que fue un dolor de cabeza para la defensa nacional.

La primera llegada de peligro llegó con un centro de Armero para Luis Muriel que se anticipó a la marca de Juan Pablo Aponte y su remate se estrelló en el travesaño (8’).

La defensa visitante estaba cada vez más cerca del portero Carlos Lampe que poco a poco se convirtió en el jugador del partido.

El lateral derecho Andrés Uribe intentó con un remate de media distancia que se desvió en un defensa boliviano y Lampe tuvo que esforzarse para en dos instancias controlar el esférico (17’).

Colombia perdió fuerza en la parte ofensiva con la salida de Muriel, quien por lesión tuvo que dejar su lugar a Luis Quiñonez que ingresó con poca incidencia en el juego.

En el segundo tiempo, Bolivia volvió a repetir la estrategia e intentó jugar con los nervios de los locales. Las jugadas de peligro llegaron a merced de la pelota parada y el travesaño volvió a salvar al combinado nacional tras un cabezazo de Yerri Mina (65’).

Bolivia conseguía un empate de oro ante un nervioso rival que mientras transcurrían los minutos las ideas eran pocas en la ofensiva. Finalmente una llegada por el costado derecho de Juan Cuadrado originó la infracción de Cristian Coimbra, el juez Ricardo Márques marcó la pena máxima sin dubitar.

El volante James Rodríguez se encargó de la ejecución, Lampe atajó en primera instancia luego el capitán colombiano marcó la apertura del partido (84’).

Con el 1-0, Colombia cuidó la ventaja y la visita no tuvo argumentos para buscar el empate. No obstante lo intentó tímidamente con Juan Carlos Arce, porque Martins ya estaba fundido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario