Buscar este blog

miércoles, 16 de agosto de 2017

El Clausura se para por las deudas

;
Una vez más el balón se detiene en el fútbol boliviano. La falta de pago de algunos clubes profesionales con sus jugadores fue la causa principal para que el torneo Clausura se vea interrumpido. Los encuentros que se tenían que disputar este miércoles no se jugarán porque no se llegó a ningún arreglo por parte de las instituciones deudoras con Futbolistas Agremiados de Bolivia (Fabol).

"Definitivamente no se juega. Hay clubes que no pudieron arreglar su situación", afirmó el presidente de la Liga, Marco Peredo. Se conoce que los clubes que no pudieron saldar sus deudas son Real y Nacional Potosí, Wilstermann, Petrolero del Chaco y Sport Boys.

Este es el segundo paro que sufre este Clausura. El primero ocurrió en el arranque del campeonato. La primera fecha estaba programada para el 22 de julio, pero se postergó para una semana después porque 10 de los 12 clubes (excepto Bolívar y Guabirá) no estaban al día con sus jugadores. Casualmente este miércoles se tenían que jugar esos partidos, pero una vez más no se disputarán hasta nuevo aviso.

La no disputa de los compromisos le significará una penalidad de 13.500 dólares a los clubes ligueros por partido. La multa llega por parte de la empresa SportsTv Rights, compañía que adquirió los derechos de televisación de los compromisos de la Liga.

“Solo se les ha pedido el compromiso de pago, ni siquiera que paguen, sino que hagan el compromiso", dijo Peredo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario